Hay muchos estilos con los que podemos decorar nuestro hogar, no habiendo uno más acertado que otro. Sin embargo, prácticamente todos ellos comparten algo, y es la predilección por la luminosidad. Si en un entorno entra más luz, parecerá mucho más amplio de lo que es en realidad. Mejorará el confort, no estaremos más agobiado y, en definitiva, lograremos el estilo perfecto.

Cuando hablamos de luminosidad, hablamos de ventanas. Una casa que tiene ventanas amplias permite qué entre mejor la luz del sol, y con ella, la alegría.

¿A quién no le gusta leer un libro a la luz del sol? ¿O despertarse por las mañanas con los rayos solares? De entre todos los tipos de ventanas por los que nos podemos decidir, nuestra recomendación es que eches un vistazo a las ventanas americanas.

ventanas-americanas

Características de las ventanas americanas

Tal y como podemos deducir de su nombre, estas ventanas vienen directamente desde América.

Se caracterizan por tener una apertura vertical (esto nos puede parecer un poco desconcertante en un primer momento, ya que estamos acostumbrados a abrir las ventanas de manera horizontal). El sistema de apertura de estas primeras es de tipo guillotina.

Aunque se pueden integrar en cualquier espacio, los expertos las recomiendan más bien para aquellos lugares pequeños o más estrechos, en los que no se podrían colocar las ventanas clásicas.

En cuanto a su estructura, han sido diseñadas con una hoja móvil y otra fija, aunque también puede ser que las dos hojas móviles se muevan sobre carriles.

Para que te termines de convencer de porque son una buena opción, te invitamos a que sigas leyendo sus características:

Ventajas de las ventanas americanas

  • Comodidad: Esta es su ventaja por excelencia, y es que este tipo de ventana se puede abrir toda la superficie desde el cristal al exterior. Es algo que las ventanas convencionales no pueden hacer.
  • Eficientes: Aunque si bien es cierto que la eficiencia de un hogar dependerá completamente del tipo de aislamiento que se haya elegido, el tipo de ventana también tiene mucho que decir sobre este tema.

La gravedad que tienen las ventanas americanas facilitará el hermetismo, y es que será el mismo peso de la ventana el que conseguirá una correcta estanqueidad con el propio quicio.

También han sido diseñadas para remover el aire del entorno, evitando que se estanque: el volumen de aire que entra a través del hueco creado es constante, y derivará correctamente en los huecos de otras ventanas.

  • Elegancias: Y no se nos puede olvidar que las ventanas americanas son muy elegantes. Las podemos encontrar en un sinfín de modelos, con diferentes estilos y particularidades. La idea es que cada persona pueda encontrar el tipo de ventana que mejor se adapte a su hogar, además de sus exigencias en cuanto a criterios en moda se refiere.

Si estás pensando en cambiar las ventanas de tu hogar, y todavía no te has decidido sobre cuáles poner, las ventanas americanas pueden ser una muy buena opción a tener en cuenta, pregunta a tu experto de confianza :).